¿Cuáles son las mejores universidades para estudiar Medicina?

mejores universidades medicina

Ni la profesión de médico es como cualquier otra, ni tampoco la carrera de Medicina. A diferencia de otras titulaciones, Medicina es más larga y no termina tras finalizar la universidad. Después hay que superar el temido MIR, porque la nota de esta prueba determinará a qué especialidad puedes acceder como médico residente y pasar entre 3 y 5 años cursando la especialidad hasta poder ejercer.

Por eso mismo, al hablar de la mejor universidad para estudiar medicina “todo depende del prisma”, explica Joaquim Gea, decano de la Facultad de Ciencias de la Salud y de la Vida de la Universidad Pompeu Fabra.

Las mejores universidades de Medicina según el MIR

Una primera aproximación sería ver cuáles son los centros con mejor desempeño en el MIR (Médico Interno Residente), los que tienen una mayor tasa de aprobados y los que obtienen mejores notas. En teoría, esta fórmula te permitiría elegir qué especialidad cursar y en qué centro. Así podrías terminar la especialidad cerca de casa, aunque hayas cursado la carrera en otra ciudad o buscar las regiones con más trabajo.

Muchos estudiantes tienen en cuenta el MIR al elegir la universidad, como explica Olivia Castaño, estudiante de Medicina en la Universidad Complutense, porque “se sabe qué universidades lo hacen mejor en el MIR”. En Madrid, por ejemplo, son la Complutense y la Universidad Autónoma.

No obstante, la situación en toda España dividiendo por percentiles el resultado de los graduados en el MIR señala que la la Universidad de Barcelona, la Autónoma de Madrid, la Universidad de Oviedo (lugar de referencia de academias para preparar el examen) y la Universidad de Navarra figuran entre las mejores universidades para estudiar Medicina.

Las mejores universidades para estudiar Medicina según los rankings

Otro criterio para saber cuáles son las mejores universidades para estudiar el grado de Medicina es evaluar la calidad de la educación. De hecho, el doctor Manuel Martínez-Etayo aconseja a los alumnos “valorar los rankings y las futuras salidas que aporte la universidad antes de elegir centro”.

Una forma de medir esta calidad es a través de diferentes rankings internacionales. Por ejemplo, el informe Performance Ranking of Scientific Papers for World Universities elaborado por la Universidad de Taiwán mide la influencia y peso investigador de las facultades de Medicina en todo el mundo. Las mejores facultades españolas de Medicina bajo este criterio son:

  • Universidad de Barcelona (puesto 31).
  • Universidad Autónoma de Barcelona (puesto 162).
  • Universidad de Valencia (puesto 228).
  • Universidad de Navarra ( puesto 264).
  • Universidad Complutense de Madrid (puesto 285).


En el ranking Times Higher Education, que analiza casi 1400 facultades en más de 90 países, se cuelan 30 centros españoles entre las que destaca:

  • Universidad Pompeu Fabra (puesto 143).
  • Universidad Autónoma de Barcelona (puesto 157).
  • Universidad de Barcelona (entre el puesto 201 y 250).
  • Universidad de Navarra (entre el puesto 251 y 300).
  • Universidad Autónoma de Madrid (entre el puesto 251 y 300).

Y el Qs Top University tiene en cuenta tamaño, instalaciones y capacidad de investigación. Bajo estos criterios, los 5 mejores centros para estudiar Medicina son:

  • Universidad Complutense de Madrid.
  • Fundación San Pablo CEU (Madrid).
  • Universidad de Barcelona.
  • Universidad Autónoma de Barcelona.
  • Universidad de Alcalá.

Como verás, según el criterio de cada ranking, varía la posición de las universidades pero se repiten los mismos centros en la mayoría de los casos.

¿Qué hay que tener en cuenta al elegir la facultad de Medicina?

Los rankings pueden ser un buen indicador de la calidad de una universidad, pero hay otros valores que conviene no pasar por alto. Estos son los más importantes:

Enfoque en las prácticas

El doctor Martínez-Etayo recalca que es importante fijarse en el modelo educativo “que tiene que estar basado mucho más en práctica que en teoría».

Fijarse en el profesorado

El doctor y antiguo profesor de la Universidad del País Vasco Juan Cruz Trecet destaca la importancia del profesorado. “Si ya tienes clara cuál quieres que sea tu especialidad, busca una universidad con los mejores especialistas como profesores”.

Comprobar los hospitales de referencia

“Es importante el hospital de referencia donde se hacen las prácticas, porque allí tendrás el primer contacto con la profesión y rotarás por las diferentes especialidades con el fin de formarte una idea de cuál escoger en el futuro”, apunta el doctor Trecet.

En las ciudades más pequeñas, donde sólo hay una universidad, los hospitales más grandes tienden a ser el de referencia. Sin embargo, en las grandes capitales no ocurre lo mismo, cada universidad tiene varios hospitales de referencia. La importancia de estos hospitales radica en que es muy probable que los jefes de servicio sean también profesores en alguna especialidad, ya que “suelen coincidir”, desvela el doctor Trecet. La razón es que existe una relación entre el mundo académico, la investigación y el profesional.

Descubrir cómo se han colocado los médicos graduados

“Hoy en día hay pocos hospitales que incorporen a su equipo de dirección a profesionales sin el doctorado”, señala Gea. En este sentido, los trabajos de investigación y la publicación de artículos en revistas especializadas o en asociaciones son una forma de destacar y progresar profesionalmente. “Hay profesionales que prefieren centrarse en la parte humanista de la medicina, pero es importante saber que esto existe y estar preparado porque tras la universidad llega la carrera profesional”.

A nivel académico esto se traduce en aprender habilidades transversales útiles “que los alumnos sepan exponer en público, preparar un póster para un congreso, exponer por escrito, hacer búsquedas bibliográficas. Es importante para el alumno el autoaprendizaje y saber funcionar en grupo, roles de liderazgo y cooperación” destaca el decano de la Pompeu Fabra.

Valorar el ambiente dentro de la universidad

Esta cooperación es algo que no siempre está presente en una carrera tan competitiva como Medicina, pero fue una de las claves para Olivia Castaño al elegir la universidad Complutense frente a otras. “Desde compartir apuntes entre alumnos hasta recoger las notas de los estudiantes de cursos superiores, ese tipo de ayudas se notan en una carrera tan dura como Medicina”.

¿Y la nota de corte? Lógicamente este es el principal hándicap para quienes quieren estudiar Medicina en la universidad pública. La nota mínima de corte en 2019 fue de 12,128 en la Universidad de Lleida. Apenas ocho décimas más bastaban para entrar en cualquier centro público del país.

© 2021 Mis Estudios. Todos los derechos reservados. -