Cómo estudiar con éxito dos grados a la vez

doble grado

Doble grado. Doble responsabilidad. Doble dificultad. Estudiar dos carreras es un reto complicado, pero no imposible. Muchos estudiantes lo superan con éxito. Estos son los consejos más interesantes para estudiar dos grados a la vez.

El sistema educativo español ofrece dos fórmulas para estudiar dos grados al mismo tiempo:

• Acceder a una universidad que ofrezca dobles titulaciones.
• Acceder a dos titulaciones diferentes a las que se ofrecen como doble titulación.

En el primer caso, el acceso funciona exactamente igual que para las titulaciones únicas: cuenta la nota de corte. Todas las universidades tienen una completa oferta de dobles grados que combinan formación en empresa, economía, ingeniería, turismo, marketing… Es muy complicado hacer una relación completa de los dobles grados que ofrecen las universidades porque hay más de 1000 opciones, pero puedes consultar a modo de ejemplo las titulaciones ofrecidas por la Universidad Complutense de Madrid.

Los dobles grados se caracterizan porque:

  • Ofrecen una formación más completa.
  • Tienen una nota de corte más alta.
  • Exigen más esfuerzo que un grado normal.
  • Son 5/6 años en lugar de 4.
  • Suelen tener 2 asignaturas más por curso.
  • Atraen a los buenos expedientes.

Acceder a dos titulaciones diferentes a las que se ofrecen como doble grado tiene sus propias particularidades. En este caso tienes que realizar la preinscripción y cursar el primer año de la carrera que desees para, en segundo curso, matricularte para cursar también la segunda carrera que te interesa. De este modo consigues la simultaneidad.

David Sanz optó por el sistema de dos titulaciones diferentes. Estudia 3º de Ciencias de la Actividad Física y el Deporte en la Universidad del País Vasco (UPV) y cuando terminó el primer año trabajó en un colegio durante el verano. “Allí me di cuenta de que me interesaba la gestión de un centro deportivo, así que me animé a empezar ADE y me matriculé en la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED)”.

El salto de Bachillerato a doble grado

Pasar de Bachillerato a estudiar un doble grado es un salto complicado. Así lo recuerda Enrique Casado, estudiante de 3º de ADE y Derecho en la Universidad de Navarra. “Yo hice matemáticas por Ciencias Sociales y lo noté muchísimo cuando empecé en ADE. De hecho, el primer año suspendí matemáticas y finanzas”.

También le pasó factura el cambio de nivel de exigencia. “El primer curso me sorprendió. Son menos horas lectivas, pero hay que dedicar muchas más horas al estudio. Lo primero que tienes que aprender es a organizar mejor el tiempo y tener más disciplina”.

Enrique pone el acento en reflexionar muy bien antes de tomar la decisión de hacer un doble grado. “En mi promoción empezamos 36 compañeros. Ahora estamos 25. La mayor parte de los que han abandonado lo han hecho porque quieren hacer una oposición al terminar los estudios. A ellos no les interesaba realmente Economía, así que se quedaron solo con Derecho”.

Es necesario el apoyo de un tutor

Casado también insiste en la necesidad de aprender a planificar mejor el tiempo. “Ahora tengo que aprobar 7 asignaturas en lugar de 5. He notado que en tercero el nivel es mucho más alto, estudio 7 horas diarias y a veces me da la sensación de que no llego. Me marco unos calendarios de estudio y los sigo a rajatabla”.

A Enrique le ha venido muy bien en este sentido el apoyo de un tutor. “Es el mismo durante toda la carrera, pero este año estoy acudiendo más a él. Me aporta una visión global de la asignatura y me ayuda a preparar mejor los tiempos necesarios para estudiar cada asignatura antes de los exámenes”.

David Sanz ha encontrado dificultades añadidas. “Si estudiar un doble grado es difícil, todavía lo es más cuando lo haces en dos universidades distintas. Y más si una es a distancia. Aquí no hay clases, ni compañeros con los que compartir experiencia. No es fácil resolver dudas”.

Pero David ha buscado una solución. “Para superar el primer curso de ADE creo que es conveniente asistir a una academia de apoyo. INEF me exige mucha dedicación, así que ir a clases de matemáticas me ayuda a ahorrar tiempo para aprender. Lo aconsejo”.

Mayor número de créditos

El consejo de David tiene mucho sentido porque la carga lectiva es mayor, de media 72 créditos europeos (ECTS) por curso, frente a los 60 de un grado sencillo. Y eso también reporta una recompensa. “El doble grado te abre más opciones laborales. En teoría, al tener conocimientos especializados sobre dos áreas distintas, aunque relacionadas, puedes optar a un rango más amplio de puestos”.

Estos son los consejos de los alumnos para superar con éxito el estudio de dos títulos:

  • Ir al día en el estudio de las asignaturas.
  • No confiarse porque la exigencia es alta.
  • Planificar bien las horas de trabajo con la ayuda de un calendario.
  • Buscar apoyo de una academia en las asignaturas más técnicas.
  • Valorar antes de empezar para qué quieres estudiar un doble grado.
  • Contar con el apoyo del tutor para planificar las horas de estudio previas a los exámenes.

© 2021 Mis Estudios. Todos los derechos reservados. -